¿Cuál es el origen del artículo “El contagio” de Mary Baker Eddy?

6 agosto 2020

No pudimos encontrar ninguna referencia específica de parte de Mary Baker Eddy sobre la razón por la que fue impulsada a escribir “El contagio”.1 No obstante, sí sabemos que las enfermedades epidémicas eran parte de las noticias diarias alrededor de Boston, donde Eddy vivía en aquel entonces.

Este artículo breve fue publicado por primera vez en la edición del 4 de agosto de 1883 de The Christian Science Journal (que en aquel tiempo se llamaba Journal of Christian Science). Esa era tan solo la tercera edición de la revista. El artículo fue reimpreso con pequeños cambios en el número de febrero de 1886.

Al preparar el artículo para la publicación de su libro Escritos Misceláneos 1883-1896 en 1897, Eddy hizo extensas revisiones. Entre ellas, cambios en referencia al Salmo 91; reemplazó los versículos 5 y 6 por los versículos 9 y 10. Este salmo es uno de los dos textos bíblicos citados.

En marzo de 1895, Eddy permitió que una de sus alumnas, Mary F. Berry, practicista y maestra de la Ciencia Cristiana, volviera a publicar la versión de “El contagio” de febrero de 1886 en el Manchester [New Hampshire] Daily Mirror and American. Berry le había escrito a Calvin A. Frye, secretario de Eddy, diciendo: “Pienso que [‘El contagio’] haría mucho bien en este momento en que la gente tiene un terror mortal al cólera”.2 Desde 1883 hasta 1895, Manchester registró el mayor número de muertes debido al cólera en el estado de Nuevo Hampshire. En 1894 y 1895, la ciudad registró un aumento considerable de dichas muertes. Tal vez fue esto lo que motivó la petición de Berry.3 No tenemos copia del artículo como se publicó en el Mirror and American.

Vale la pena mencionar que el Salmo 91 era sumamente importante para Eddy. Ella recurrió a él a lo largo de su vida para escribir, enseñar, hablar en público e incluso al fundar la Ciencia Cristiana. En una entrevista de un periódico en abril de 1901, le preguntaron: “¿En qué se basa la Ciencia Cristiana?”. Esta fue su respuesta:

Puedo decirle en qué basé mi concepto de religión y sobre qué, en lo que a mí respecta, he sentado las bases de la Ciencia Cristiana: los Diez Mandamientos, el Salmo 91, el Sermón del Monte, el Apocalipsis de San Juan el Divino”.4

Print Friendly, PDF & Email
  1. Escritos Misceláneos 1883-1896, 228-229.
  2. Mary F. Berry to Calvin A. Frye, 20 March 1895, IC369.49.007.
  3. Report Relating to the Registration and Return of Births, Marriages, Divorces and Deaths in New Hampshire [Informe relacionado con el Registro y declaración oficial de nacimientos, matrimonios, divorcios y muertes en Nuevo Hampshire], Volumen 15, 406.
  4. Joseph I. C. Clarke, My Life and Memories [Mi vida y recuerdos] (New York: Dodd, Mead, 1925), 337.